Escucha esta nota aquí

"El fuego sigue avanzando pese a que ya llovió dos veces. Calma un poco, dos días y al tercer día, a lo que vuelve a calentar, otra vez retrona el fuego", comenta el responsable de la Unidad de Gestión de Riesgo (UGR) de Concepción, Ray Galvis, sobre la situación en la Reserva Copaibo, un área que arde desde el pasado 10 de agosto, es decir, en tres días cumple dos meses con fuego y aún este está lejos de ser controlado. 

El incendio hace un circulo oval desde inicios de septiembre y gracias a las últimas lluvias en el municipio, en algunas zonas cesaron las llamas. Aunque hay otras en las que aún persisten. En la zona norte hay dos focos, el primero, más próximo al campamento, está en proceso de ser controlado mientras que, según el reporte, hay otro más distante identificado hace tres semanas y es de magnitud. Galvis lamentó que este último foco sigue creciendo, pero aún no tienen personal ni maquinaria para intentar sofocarlo. 

"Hay partes de polo a polo que siguen ardiendo y se toma mucho tiempo en llegar ahí. Así que nos dedicamos solo a controlar la parte norte, próxima al campamento de bomberos, y que está llegando a pasar a San Ignacio", detalla. 

Por su parte, Diego Suárez, del grupo de voluntarios Quebracho, explicó que en la última intervención evidenciaron que aún la zona está lejos de estar controlada. 

Este grupo cumple hoy 21 días de labores en la reserva y ya tienen dificultades con sus herramientas forestales, por lo que necesitan renovarlas. A través de su página en Facebook se puede contactarlos o llamando a Ani Parravicini 732-77374.

En la zona trabajan desde inicios de septiembre, por casi un mes, un grupo de militares. Sin embargo, a inicios de semana el instructor, capitán Álvarez tuvo que ser evacuado debido a que durante las tareas un árbol le cayó encima. Hace dos días todo el grupo fue relevado por otro contingente de soldados. 

Otro incendio de magnitud en el municipio está en la zona de El Ticho, en el lugar trabajan 49 voluntarios para mitigar las llamas.

Hay focos de calor que no se atienden por falta de personal.

Galvis reconoció que los esfuerzos están centrados en Copaibo y El Ticho por lo que ya no tienen personal para enviar a los otros incendios que se registran. 

"Hay varios incendios y las instituciones poco a poco se han retirado. Ya no tenemos el mismo apoyo que teníamos al inicio, pero el fuego sigue", sostuvo. 

Los otros incendios dentro del municipio están en: la Tierra Comunitaria de Origen (TCO) Monte Verde, comunidad Macanaté, Juan Pablo Norte y en una propiedad privada a 50 kilómetros de Concepción.