Escucha esta nota aquí

Con el respaldo de los responsables de la Federación del Transporte Cruceño, los dos micreros involucrados en las agresiones a otro vehículo de servicio público, se presentaron ante la Fiscalía. Tras prestar declaración, quedaron en libertad con el compromiso de presentarse ante las autoridades cuando así sean requeridos. Ronald García, responsable de Fedectrans, garantiza la participación de sus afiliados cuando sean convocados.

García expresó que ambos afiliados "piden disculpas a la población por el comportamiento que (como federación) no podemos socapar". Adelanta que los dos principales involucrados, el chofer del micro y el agresor que pinchó las llantas, serán sometidos a un proceso interno dentro del sindicato por su comportamiento.

El dirigente manifestó que, tras la declaración presentada de manera voluntaria ante la Fiscalía, se han comprometido a participar de las indagaciones y se someterán a las acciones legales que se deriven. Gacía apacigua los ánimos al referirse al incidente como una "exageración" en las protestas.

Por su parte, Juan Carlos Godoy, acusado de ser el agresor, justifica su comportamiento que se produjo "al calor de la lucha". Explica que su molestia surgió al ver a otros micros trabajar cuando el paro involucraba a todo el sector. Sin embargo, y tras los hechos, se siente arrepentido y pide disculpas.

Junto al agresor, también se presentó el chofer del vehículo que trató de cortar el paso del micro con pasajeros, incluso, poniendo la vida de éstos últimos en riesgo. Marcelo Álvarez optó por no declarar ante los medios y suscribir las palabras de García.

Comentarios