Escucha esta nota aquí

Desde mayo, cuando comenzó la primera de las nueve etapas en las que se dividió el trabajo de reacondicionamiento de las vías del primer anillo, para la operación de los nuevos buses BRT, la circulación vehicular estuvo restringida por tramos en esa céntrica vía.

Hoy, la vía nuevamente será abierta al tráfico, pero solo serán dos los carriles para los vehículos particulares y para las líneas de micros que ingresan desde la periferia hacia el centro de la ciudad.

El secretario de Movilidad Urbana, Rolando Ribera, indicó que la pavimentación de la calzada, así como el cambio del sistema de drenaje, constituyen las obras mayores, las cuales oficialmente concluyen hoy; aunque, como sucede con toda obra, la entrega es provisional hasta ver si hay alguna falla que deba ser subsanada.

La segunda etapa son las obras menores, es decir, la construcción de las paradas, 13 por sentido a lo largo de los 6,7 kilómetros del primer anillo; también están las ciclovías y el cambio de piso con un mosaico especial y uniforme. Estas se estiman que sean entregadas en enero de 2020.

La tercera etapa consiste en implementar las obras tecnológicas, es decir, la instalación de semáforos, así como cámaras de seguridad, tanto en los mismos semáforos como en las paradas. Esta etapa será inaugurada en febrero del próximo año.

Ribera recordó que el precio referencial que se estableció para subir el proyecto al Sistema de Contrataciones del Estado (Sicoes) fue de Bs 157 millones, pero, al parecer el costo será menor, pues estima que alcanzará a Bs 152 millones.

“El precio es bajo, pues no solo se construyó y reacondicionó la vía del BRT, también se mejoraron las ciclovías y las veredas; además se edifican las paradas y se instalarán semáforos y señalización”, manifestó Ribera.

Estaciones

La parte sur del primer anillo, es decir, la avenida Irala, es la más angosta, es por ello que se están ensanchando los camellones en dirección donde serán construidas las dos paradas, una en la avenida Ejército y otra en la calle Cochabamba.

“Solo en la Irala, las dos estaciones serán bidireccionales, o sea, servirán para ambos sentidos de la ruta. En el resto del primer anillo, las paradas serán escalonadas, es decir, una para cada sentido”, expresó el funcionario. En cuanto a la señalética, Ribera adelantó que será innovadora.