Escucha esta nota aquí

El departamento cruceño cumple hoy un paro cívico departamental en contra de la reelección presidencial y para exigir la renuncia de los vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE). En la jornada previa a la movilización se mostró la fortaleza de los defensores del 21-F, así como también de los sectores que respaldan la postulación a una nueva candidatura del binomio oficialista, Evo Morales-Álvaro García Linera, y que rechazan la paralización.

Desde las primeras horas de la madrugada de ayer, los activistas de las plataformas colocaron letreros en los monumentos de la capital cruceña y de otras regiones del país con mensajes del Bolivia dijo No, exigiendo respeto a la democracia y al artículo 168 de la Constitución Política del Estado, que contempla una sola reelección. Esta medida fue aprobada en el congreso nacional de plataformas que se realizó el pasado 29 de junio.

Los cívicos que también se reunieron ayer en La Paz, insistieron en convocar un paro sin excesos, exhortando a que no haya consumo de alcohol.

El presidente del Comité pro Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, recordó la multitudinaria marcha del pasado 10 de junio, donde participaron los cívicos del país, el Comité Nacional de Defensa de la Democracia (Conade), plataformas de activistas, candidatos presidenciales y líderes de la oposición, que llegó hasta la sede del Tribunal Supremo Electoral (TSE), donde entregaron una carta exigiendo la renuncia de los vocales.

“Somos todos bolivianos que defendemos el voto, y lo vamos a defender con marchas, con paros, en las calles, en las urnas, donde corresponda”, remarcó el presidente cívico. “La medida tomada será exitosa y será histórica porque tenemos un apoyo impresionante de todas las instituciones, los políticos y los comités cívicos para llevar el mejor de los paros en defensa de nuestra democracia”, enfatizó el líder cívico cruceño.

Las muestras de apoyo a la medida del Comité pro Santa Cruz, surgieron de diferentes sectores. La gran parte de los transportistas anunciaron que no circularán en la capital cruceña y los del transporte pesado también paralizarán sus unidades en las carreteras.

Del otro lado, los gremiales, a la cabeza del dirigente René Troncoso, realizaron una masiva marcha desde el sector del Cementerio General hasta la plaza 24 de Septiembre en protesta por la medida cívica; anunciaron que hoy abrirán sus puestos y atenderán al público. Para ello, exigieron garantías a la Policía. “Mañana (hoy) saldremos a trabajar con normalidad, tanto en La Ramada, Los Pozos, Plan Tres Mil, la Villa, y todos, tanto los antiguos como los nuevos”, manifestó.

Según Troncoso, en esta marcha se movilizaron más de 5.000 afiliados a la Federación Departamental de la Micro y Pequeña Empresa y de Gremiales.

Del otro lado, hay otros dirigentes gremiales que anunciaron que solo habrá atención en los mercados nuevos de La Ramada, Los Pozos y Abasto, porque no quieren perder la clientela que han ganado hasta ahora.

Respaldo a la medida

Sectores e instituciones hicieron público su apoyo al paro. En el gobierno municipal de Santa Cruz de la Sierra emitieron ayer un comunicado oficial, a nombre del alcalde Percy Fernández, a nombre del ejecutivo, y de la presidenta del Concejo Municipal, Angélica Sosa, en representación del legislativo, haciendo conocer que acatarán la medida, porque una mayoría ciudadana se plegará al paro y respetando la libertad de expresión y protesta pacífica de los cruceños.

“Ratificamos nuestra vocación democrática”, dice parte del comunicado.

Por su lado, el asesor de Gestión de la Gobernación, Víctor Hugo Áñez, junto con el presidente de la Asamblea legislativa Departamental, Hugo Salmón, también respaldaron la protesta.

“Somos firmes defensores de la democracia, y como siempre lo hemos venido haciendo, vamos a apoyar la medida que tome el gobierno moral de los cruceños”, remarcó Áñez.

De su lado, Salmón dijo que “todos los asambleístas, con el ánimo de luchar por el interés cruceño, también respaldamos el paro del movimiento cívico cruceño” y todos van a estar transmitiendo el respeto a la democracia, que fue una decisión mayoritaria del pueblo cruceño y de todo el país”, enfatizó.

Salmón también pidió a los cruceños evitar excesos y no caer en posibles provocaciones.

Los que no están de acuerdo

El ejecutivo de la Central Obrera Departamental, Rolando Borda; el presidente de la Asociación de Municipios de Santa Cruz, Rodolfo Vallejos, entre otros sectores afines al MAS, manifestaron su rechazo al paro.

Borda adelantó que la clase trabajadora no acatará el paro porque consideran que la medida es política. “El Comité Cívico se ha convertido en articuladores de una oposición que ha fracasado”, reclamó.

Borda, que también es precandidato por el MAS, desafió a los cívicos a que se preparen para el 20 de octubre cuando se realicen las elecciones porque “los trabajadores han decidido el apoyo al proceso de cambio a la cabeza del presidente Morales para que el país siga creciendo”.

A su turno, Vallejos reiteró su rechazo contundente al paro y calificó como política la medida. “Es un movimiento político, y los alcaldes hemos analizado que los cívicos quieren desestabilizar la tranquilidad social y democrática de los cruceños, quieren hacer fracasar las elecciones de octubre”, sostuvo.

En la misma línea, el ministro de Justicia, Héctor Arce, descalificó la medida y aseguró que «es un paro cívico que no tiene ningún sentido, ninguna razón de ser y seguramente no va a tener ningún efecto”, aseguró.

Por el contrario, el Comité Cívico provincial anunció que en el departamento se acatará el paro. El presidente del Comité Cívico de Warnes, Aldo Justiniano, dijo que obedecerán la convocatoria cívica para defender los derechos y el voto de los ciudadanos. Dijo que las diferentes instituciones cerrarán el ingreso y salida de Warnes,a partir de la medianoche del martes. “Estamos luchando por nuestra democracia, la CPE y por nuestro voto”, señaló.

Regys Medina, presidente del Comité cívico de Montero, explicó que en el Norte Integrado se acatará el paro cívico con bloqueos en punto estratégicos en Warnes, Montero, Portachuelo, Minero, Yapacaní y Buena Vista, entre otros municipios.

JUNTAS VECINALES Y TRANSPORTISTAS BLOQUEARÁN LAS PRINCIPALES CALLES Y AVENIDAS DE LA CIUDAD CRUCEÑA
Dirigentes del transporte y de las Juntas vecinales que apoyan el paro cívico departamental para exigir la renuncia de los vocales del Tribunal Supremo Electoral (TSE), se organizan para garantizar el cumplimiento de la medida asumida por la Asamblea de la Cruceñidad.

La Federación de Juntas Vecinales bloqueará las calles y avenidas principales, mientras que miembros de la Federación de Transporte Pesado impedirán el paso de vehículos en puntos de las carreteras de ingreso a la ciudad.

El presidente de la Fedjuve cruceña, Walthy Égüez, informó que cerca de 1.700 juntas vecinales afiliadas acatarán el paro y bloquearán las principales calles y avenidas de su zona.

Égüez aclaró que las actividades que desarrollarán serán pacíficas. “Se dejará pasar a la Policía, a la prensa, a las ambulancias y a cualquier ciudadano que esté en una situación de emergencia y tenga la necesidad de transitar por las calles”, remarcó.

El secretario general del Transporte Pesado, Juan Yucra, aseguró que sus afiliados instalarán sus vehículos en distintos punto de las carreteras de acceso a la ciudad, así como en las principales calles de la capital cruceña para impedir la circulación de motorizados.

“Debemos garantizar que Santa Cruz quede paralizada porque nosotros, además de ser transportistas, formamos parte del pueblo y todos debemos defender la democracia; en ese sentido, el transporte pesado acatará el paro y, además, coadyuvará con su efectividad, para hacer respetar la democracia” dijo Yucra.

Por su lado, la Federación de taxis y radio móviles comprometió su apoyo al 100% al paro cívico, que pide la renuncia de los vocales del TSE por habilitar al binomio Morales-García para las elecciones generales del 20 de octubre.

El dirigente de la Federación taxis y Móviles, Carlos Mamani, garantizó que el rubro no trabajará hoy en cumplimiento al paro cívico, y convocó a todos los transportistas y a la población en general a sumarse a la protesta. “No se va trabajar, las empresas de taxis no van a trabajar mañana en cumplimiento al paro, a fin de exigir el respeto al voto del 21f, de manera pacífica y sin violencia”.

Mamani indicó que formarán comisiones y que cada cuatro cuadrantes estarán verificando que no exista violencia en el desarrollo del paro cívico departamental en defensa de la democracia. 

Tags

Comentarios