Escucha esta nota aquí

El excandidato a presidente de la Alianza Creemos, Luis Fernando Camacho, manifestó públicamente a través de sus cuentas en las redes sociales que apoya las medidas resueltas por el Comité pro Santa Cruz.

“Todas las medidas convocadas en defensa de la democracia tendrán nuestro apoyo. Nos sumamos y acatamos las medidas anunciadas por nuestro querido Comité", se lee en el mensaje compartido por Camacho.

Al mismo tiempo, anima a la población para participar activamente en el paro cívico escalonado. "A mis compañeros de rotonda: nos vemos el viernes”, publicó en su cuenta de Twitter el miércoles.

Como parte de las acciones emprendidas por Creemos para observar el proceso electoral, hoy por la mañana la bancada ha presentado una carta en ventanilla de Palacio de Gobierno en La Paz, dirigida a la presidenta Jeanine Áñez, exigiendo que solicite una auditoría a las elecciones generales del pasado 18 de octubre.

Comunidad Ciudadana reitera su posición

La diputada cruceña de Comunidad Ciudadana, María José Salazar, reafirma la posición de su frente político y señala que "no hay fraude comprobado" y, por lo tanto, no apoyan el pedido de anulación del proceso electoral.

Reconocen y validan el derecho de la población "para ejercer la protesta" respetando las normativas vigentes y la institucionalidad cruceña que respalda la medida de presión.

Para el MAS, hay intereses por detrás de la protesta

La senadora saliente del MAS, Adriana Salvatierra, considera que "hay una presión enorme en torno a la institucionalidad cívica movida por los intereses particulares de un candidato que sin fundamento alguno denuncia fraude electoral".

Las medidas de presión anunciadas para el viernes son consideradas como "un intento por negar el resultado". Por otro lado, considera que "este paro solo afecta la economía de los trabajadores, del trasportista, de la mujer que vende a diario".

Salvatierra insiste en que la decisión cívica responde a "un interés político electoral de candidatos que concursan en las elecciones subnacionales". 

Para la ex senadora, no es momento para asumir una medida que "retrasa la recuperación económica de Santa Cruz", después de haber sobrellevado un tiempo tan complejo.