Escucha esta nota aquí

La Policía del municipio de Mairana (zona de los valles) se vio obligada a cerrar las puertas de sus instalaciones y poner a buen recaudo a sus efectivos para precautelar su integridad física ante el acoso y amenaza de bloqueadores afines al MAS.

La decisión de los policías se cumplió en las últimas horas después de que los bloqueadores se volvieron a concentrar en Mairana tras marcharse de Samaipata, donde la Policía detuvo a unas 50 personas que realizaban bloqueos, armadas con dinamita, palos, piedras y otros objetos.

"Vimos que se reagruparon, llegaron de Los Negros, de Samaipata y de otros lugares. Atacaban con piedras a vehículos y casas, y como hace tres meses tomaron nuestras instalaciones y causaron destrozos es que cerramos y nos vimos obligados a ponernos a buen recaudo", dijo un uniformado. 

Motociclista herido

Los bloqueadores, que el domingo tomaron Mairana, instalaron el bloqueo a la altura del mercado campesino. Anoche, la Policía confirmo que un joven que  circulaba en su motocicleta, no vio las piedras colocadas en la carretera y terminó sufriendo un accidente. 


El motociclista sufrió heridas graves en la cabeza, por lo que fue trasladado, de urgencia, a Santa Cruz en una ambulancia.

Mientras tanto, en Samaipata hay permanente vigilia de pobladores y de policías que detuvieron a integrantes de la turba de bloqueadores.