Escucha esta nota aquí

La Policía, a escala nacional, está movilizada en busca de dar con la presunta secuestradora de una bebé recién nacida, que con engaños fue secuestrada el viernes de la semana pasada por una mujer en la zona de Villa Fátima, en la sede de Gobierno.

Los jefes policiales han pedido a sus subalternos no escatimar esfuerzos para dar con el paradero de la bebé Samanta, hija de una joven de 19 años, que pide al país ayudar con datos a los policías para que puedan encontrar a su hija.

Las señas que piden tomar en cuenta son el mechón blanco de cabello que tiene la mujer en la frente, además de observar en féminas de entre 40 y 45 años, heridas en las muñecas, ya que la raptora tiene varias lesiones que ella misma se infringió.

Las órdenes son interceptar e indagar a gente que tenga las siguientes características: mujeres de entre 40 y 45 años y que carguen en sus brazos bebés recién nacidos.

Además, se pide que los policías soliciten a las eventuales sospechosas, permitirles exhaminar sus muñecas, para ver si tienen las lesiones que tendría la posible raptora.

Finalmente se solicita a los policías observar de manera minuciosa los vehículos que circulen con vidrios oscuros, ya que allí se podría esconder la mujer con la bebé Samanta.