Escucha esta nota aquí

El director de Diprove, Julio César Cossío Camacho, inspecciona el segundo anillo para constatar que las vías se encuentren transitable. El jefe policial asegura que la mayoría de las calles y avenidas se encuentran expeditas; sin embargo, en algunos lugares, los uniformados se han limitado a abrir una vía de circulación mientras piedras, llantas y palos utilizados para los bloqueos ocupan una parte de la vía.

"Las calles están expeditas para que los ciudadanos puedan transitar con normal tranquilidad para realizar sus actividades", manifiesta Cossío.

Desde primeras horas, los convoyes policiales recorren la ciudad para retirar los materiales utilizados por la población para trancar las vías. En ocasiones se limitan a colocar las piedras y llantas a un costado de la ruta. En otras, simplemente abren un espacio para facilitar el tráfico de motorizados. Incluso, en algunos lugares, cargan las llantas a los vehículos oficiales para llevarlas a dependencias policiales.

En baja voz, un uniformado dice:  "Nos obligan a hacer esto,  qué vamos hacer", mientras retira una piedra de la ruta.

La ciudad y el país viven su segundo día de paro nacional indefinido convocado por diversos sectores contra la Ley 1386 y otras normas que atentan contra las libertades constitucionales. Gremiales y transporte pesado encabezan las protestas.

A pesar de las vías expeditas, este martes por la mañana se observa poco tráfico de motorizados en la capital cruceña. No hay servicio de transporte público, aunque en algunos distritos como el Plan Tres Mil algunas unidades de micros están trabajando.

Julio Cesar Cosio Camacho, director de Diprove señala que desde tempranas horas se despejaron las vías en la zona de la avenida San Aurelio y todo el segundo anillo.

Comentarios