Escucha esta nota aquí

Muralistas de México, Argentina y Bolivia cambiarán ‘el rostro’ de 15 fachadas en la zona de La Calleja desde hoy hasta el 15 de mayo. Con estas transformaciones se completarían casi 30 murales en la ciudad, elaborados en el marco del II Encuentro Internacional de Muralistas El canto de la Selva.

Este año se celebra la segunda versión y tiene como invitados a 19 artistas, informó Renate Hollweg, impulsora de la actividad enfocada en el arte público y muralismo. Luego de la presentación del evento, que será a las 9:30 en el Centro de Formación de la Cooperación Española (Aecid), se hará un reconocimiento del área donde quedarán las obras.

Desde mañana, los artistas empezarán la elaboración, en las jornadas de pintura, utilizando en la mayoría de las obras la pintura y en un mural escultórico se combinará el trencadís, el esgrafiado y el cemento directo.

Los murales terminados se presentarán el 11 de mayo a los vecinos. “El mural escultórico será una prueba piloto para ver la respuesta del barrio a obras de mayor duración”, indicó Hollweg.

Actividades paralelas

Durante el encuentro se desarrollarán paralelamente talleres y foros de debate en los que se abordarán diferentes temáticas, como el arte público, el muralismo y el grafiti en Latinoamérica. Durante las ponencias se intercambiarán experiencias, que tomarán en cuenta los lugares de procedencia de los artistas y su vivencia personal, comunitaria o pedagógica.

En ellas participarán, por Santa Cruz Lorgio Vaca, contando su trayectoria en el arte público, y Fernando Prado, que hablará de la importancia de este tipo de arte en la ciudad.

También estarán en el evento artistas de Arterias Urbanas, de Nómada Urbana, y un artista del muralismo y el grafiti en Camiri dará su testimonio. En esta versión, la mayoría de los asistentes serán argentinos, pero también habrá de otras ciudades del país, como Oruro, La Paz y Cochabamba. Las actividades se desarrollarán en Meraki, Casa Melchor Pinto, el Centro de la Cultura Plurinacional (CCP) y la plazuela Calleja, lugar donde los artistas trabajarán ocho horas al día.