Escucha esta nota aquí

Un numeroso contingente policial irrumpió anoche en la cárcel de Palmasola, en el marco de una visita programada, e inspeccionó las celdas y otros ambientes del recinto de máxima seguridad PC- 3, también denominado Chonchocorito, donde se decomisaron armas blancas, teléfonos celulares, algunos sobres de droga y otros objetos que están prohibidos por ley los centros penitenciarios del país.

En la requisa, efectuada en horas de la madrugada, se hallaron objetos punzocortantes metálicos fabricados artesanalmente, que son utilizados como mecanismos de defensa y de ataque por los reclusos.

Iver Melgarejo, director departamental de Régimen Penitenciario, informó de que la inspección coordinada con la Policía, es una de las medidas que se toman para garantizar la seguridad y la tranquilidad en el penal más poblado de Bolivia, donde habitan más de 5.000 internos.

Comentarios