Escucha esta nota aquí

Un 12 de enero de 1983, en Santa Cruz, María Luz Llanos dio a luz a Raúl Rojas. Éste fue su primogénito, fruto de su amor con Ernesto Rojas Ibáñez. La misma década de su nacimiento, la familia de Raúl decidió mudarse al barrio Primavera, donde vivió toda su vida.

Según su esposa, Paola Yvanna Montenegro Von Borries, la familia de Raúl no contaba con servicios básicos y acarreaban agua de una noria pero, eso nunca hizo rendir a Raúl. Raúl se graduó del Instituto Tecnológico Santa Cruz, en donde sacó un título técnico en Química.

Sin embargo, por su curiosidad de vivir las historias que había escuchado de niño, de su padre y abuelo que fueron rastreadores de fauna, lo llevó en 2002 a ingresar a la carrera de Biología de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno, dónde su amor por la fauna creció y conoció a su alma gemela, Paola, con quien tuvo tres niños.

Sobresaliente Desde sus inicios, como estudiante de la carrera de Biología, se involucró en muchas iniciativas de conservación de fauna silvestre. Fue parte de expediciones durante las que visitó la mayoría de los ecosistemas de Bolivia.

Antes de haberse graduado de la universidad, Raúl ya había tenido a su cargo investigaciones sobre especies como la Paraba Barba Azul y la Palkachupa, aves seriamente amenazadas a nivel global. Es más, luego de graduarse hizo una especialización en Manejo de Fauna Silvestre en la Universidad Nacional de Córdoba.

En 2011, luego de haber hecho un buen currículo y trabajo como biólogo, asume hasta 2020 el cargo de Coordinador del Proyecto Biodiversidad de la Gobernación de Santa Cruz.

Entre sus logros se tiene el rescate de más de 8.000 mil animales víctimas del tráfico ilegal y la implementación del primer Centro de Atención Primaria de Fauna Silvestre en Bolivia; además de casos renombrados como la intervención para el decomiso de 185 colmillos de jaguar, entre más de 600 operativos de intervención ante delitos ambientales, trabajo que ha merecido reconocimiento social y mediático a nivel nacional e internacional. 

Por su brillante trabajo, Raúl se desempeñó como docente invitado de la carrera de Biología de la Universidad Gabriel René Moreno y se hizo miembro del Group of Specialists in Parrots y becario del Programa de Doctorado en Conservación de la Biodiversidad de la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla, España.

Este año, este brillante cruceño fue convocado para ser jefe de la Unidad de Gestión y Conservación del Ministerio de Medio Ambiente y Aguas. Cargo que aceptó orgulloso, tras consensuar con su amada y su familia.

Raúl fue un cruceño que se dedicó alma, vida y corazón para proteger animales silvestres. Antes que el Covid-19 cobre su vida gestionó donaciones para los centros de custodia de animales y la repatriación desde Canadá. EEUU y Reino Unido de 37 parabas Barba Azul, algo inédito en Bolivia.