Escucha esta nota aquí

La caída de un rayo mató a una persona y dejó herida a otra durante una intensa lluvia que se registró la mañana de este lunes en el sindicato Porvenir, zona distante a 15 kilómetros de Yapacaní.

El suceso ocurrió cerca de las 10:00 de la mañana, cuando un grupo de cinco personas trabajaban en la colocación del alambrado de una parcela. A esa hora, una lluvia obligó a los trabajadores a buscar refugio y se resguardaron en una casa. 

Cerca de ese refugio cayó un rayo con tal fuerza que afectó al joven Roly Calderón Rodríguez,  de 23 años. Tras el impacto, cayó de rodillas sin moverse. Los familiares intentaron reanimarlo y lo llevaron al hospital de segundo nivel del municipio de Yapacaní; sin embargo, el joven llegó sin vida al centro sanitario. 

"Es una víctima de la descarga eléctrica por rayo" detalló a EL DEBER la directora del hospital, Ámbar Ayala, al referirse a la muerte del joven, quien en los próximos meses iba a ser padre de familia por primera vez. 

"El rayo no es que le haya llegado a la persona; puede ser que la presión  haya afectado a los cinco que estaban resguardados. Dos han sido afectados y a los otros tres los ha botado", explicó Nelson Hidalgo, dirigente de la zona donde ocurrió el hecho. 

Hidalgo reveló que la instalación eléctrica del domicilio que cobijó a los trabajadores también quedó afectada. "La fuerza del rayo quemó los térmicos, focos, varios aparatos de la casa que estaban cerca y ha hecho chispear los alambrados de mi casa", comentó el dirigente al graficar la magnitud del impacto.

El cuerpo del joven es velado en la comunidad de Choré y será enterrado en el cementerio de la misma comunidad. La segunda persona afectada por la caída del rayo se recupera favorablemente sin haber sido internado en un centro medico