Escucha esta nota aquí

El Servicio Departamental de Salud (Sedes) y el Gobierno Municipal de Santa Cruz de la Sierra reanudan las campañas de vacunación en los centros de salud que fueron suspendidas por la emergencia del Covid-19. 

Desde marzo, el sector vacunatorio en los 68 centros municipales de salud se suspendió para prevenir contagio con Covid-19 a la población en riesgo, como niños y adultos mayores. La participación de 40 brigadas médicas ayudarán a completar los esquemas de vacunación postergados.

El director del Sedes, Marcelo Ríos, observa que se ha disminuido la cobertura de vacunación durante los meses de la pandemia, por lo que es importante nivelar esas vacunas que "cubren hasta 23 enfermedades prevenibles". 

Ríos puntualizó que, durante estos dos próximos meses se priorizará la vacunación contra el Virus del Papiloma Humano (VPH), que causa cáncer de útero, en niñas nacidas en 2010. Además, señaló que las menores entre 11 y 12 años también deberán acudir a los centros de salud para recibir esta vacuna que "logra hasta un 99% de prevención en el cáncer de cuello uterino", destaca la autoridad.

Para el secretario municipal de Salud, José Eli Camacho, esta iniciativa supone "un esfuerzo grande para llegar a toda la población necesitada". Durante esta semana, las brigadas centrarán su atención en la red de salud Sur, que abarca 18 centros de salud, un centenar de unidades vecinales y más de 400.000 habitantes, señaló Camacho.

El plan de acción conjunto entre el Sedes y la Alcaldía continuará la semana que viene con la Red Norte y se extenderá a la Red Este y a la Red Centro de manera gradual. Las brigadas buscarán puntos  fijos, como las unidades educativas, para vacunar a la población. También se harán visitas casa por casa para llegar a todos los ciudadanos. Además se están reactivando los servicios de vacunación en las provincias.

El esquema de vacunación que rige en Bolivia contempla 13 vacunas para prevenir 23 enfermedades. La mayoría de ellas se colocan en niños menores de un año y protegen de dolencias como sarampión, rubéola, poliomielitis, meningitis, fiebre amarilla, entre otras. 

Para los adultos mayores, el plan de vacunación apunta a enfermedades como la influenza estacional y fiebre amarilla.