Escucha esta nota aquí

El director de Gestión Hospitalaria del Servicio Departamental de Salud (Sedes), Edil Toledo, sugiere la coordinación entre los diversos niveles hospitalarios ante la llegada de la cuarta ola de la pandemia. Por el momento, los centros de tercer nivel cuentan con espacio disponible en las diversas unidades de terapia intensiva, hay 22 espacios para atender a los pacientes, según el reporte.

Toledo aguarda la reunión interinstitucional con el municipio que se desarrollará este viernes para unificar criterios y buscar vías de comunicación que facilite la cooperación. 

"Los centros de tercer nivel cuentan 66 camas de terapia intensiva de las cuales 22 están sin ocupar", puntualizó Toledo. A eso hay que sumar las camas de terapia intermedia que dependen de los hospitales de segundo nivel y que se requieren para atender a los pacientes que se recuperan de Covid-19.

El director de Gestión Hospitalaria considera que "estamos fortalecidos respecto a la primera ola" ya que se han reforzado los servicios de terapia de manera constante. A pesar de esta mejora, durante la tercera ola se vivió el colapso del sistema de salud público por la saturación de los servicios.

"La gente llega directo a los centros de tercer nivel porque cuentan con las especialidades", afirma Toledo. Por ello, son los primeros centros en saturarse. 

Para que no se repita la misma situación, el Sedes coordinará con el municipio para involucrar a los centros de salud de segundo nivel en la atención covid y ampliar la oferta a la población.

Toledo espera una menor incidencia de contagios graves en esta cuarta ola. "Según cálculos de los epidemiólogos, se espera una menor incidencia en las terapias intensivas debido a la protección que ofrece la vacunación", destaca el galeno.

Actualmente, más del 60% de las personas intubadas no cuentan con la vacuna o solo recibieron la primera dosis. Además, Toledo detalla que las personas vacunadas llegan con menores complicaciones y superan la enfermedad de manera más rápida.

Requerimiento de medicamentos

La advertencia del director de Gestión Hospitalaria apunta a la carencia de stock de medicamentos requeridos por los pacientes en terapia intensiva. Al igual que en la tercera ola, se eleva la necesidad de remedios especiales para los pacientes, como los relajantes musculares. "Cada paciente puede llegar a requerir hasta 20 ampollas por día", señala.

La alta demanda, la preocupación de los familiares y la actitud abusiva de algunas personas despierta la especulación, lamenta Toledo.

En referencia a la dotación de oxígeno medicinal, los centros de tercer nivel cuentan con el abastecimiento regular de una empresa internacional y no se espera que haya problemas. Sin embargo, Toledo recomienda a la población no caer en la desesperación de acumular las bombonas de oxígeno si no fueran requeridas por los pacientes.

Comentarios