Escucha esta nota aquí

Para precautelar la seguridad de los vecinos,  se cerró todo”. De ese modo respondió Stiven Abel Rueda, subalcalde del distrito 8 (Plan 3000) a la consulta hecha por EL DEBER, sobre las palabras de Alpacino Mojica, director departamental del Segip, quien dijo que esa institución no abrió sus oficinas en la Villa Primero de Mayo ni el Plan 3000 porque los subalcaldes de esos distritos no dieron la autorización correspondiente.

De igual manera, Karen Moreno, subalcaldesa del distrito 7 (Villa Primero de Mayo), señaló que, para precautelar la seguridad e integridad de los funcionarios y del edificio mismo, la subalcaldía no abrió sus puertas al público este lunes.

Mojica explicó que, debido a esa situación, las oficinas del Segip que funcionan en las alcaldías tuvieron que salir a trabajar en brigadas móviles e instalarse en módulos educativos y mercados.

Cabe recordar que, el Gobierno Autónomo Municipal de Santa Cruz de la Sierra, ante el paro indefinido que empezó este lunes 8 de noviembre en contra de una serie de leyes que promueve el Gobierno Nacional, reiteró que, a fin de atender las necesidades básicas y posibles emergencias por la pandemia, brindará la atención que sea requerida con los servicios de Salud, Seguridad Ciudadana, Alumbrado Público, Cementerios, Defensoría de la Niñez y Adolescencia, Servicios Legales Integrales y Emacruz.

Esta determinación había sido adelantada, en días pasados, por el alcalde Jhonny Fernández Saucedo”, indicó la Dirección General de Comunicación de la Alcaldía de Santa Cruz de la Sierra.

Comentarios