Escucha esta nota aquí

Por: José Aneiba

Los trabajadores de la salud confirmaron que mañana acatarán un paro de salud de 24 horas en todo el departamento cruceño para exigir se cumpla su pliego petitorio que incluye al menos ocho puntos, entre la anulación de la Ley de Emergencia Sanitaria, el respeto a sus seis horas de trabajo, el pago del bono de viático y la reposición de ítems.

La protesta paralizará la atención en los servicios de la consulta externa en los hospitales de primer, segundo y tercer nivel, aunque la dirigencia aseguró que los funcionarios cumplirán funciones en otras áreas, en especial reforzando la de Emergencia.

Como parte de las actividades de protesta mañana se realizará una concentración en el hospital San Juan de Dios, desde donde se marchará hasta la plaza 24 de Septiembre. Además, se tiene previsto que de forma simultánea se realicen protestas en municipios rurales.

Pedidos a los tres niveles de gobierno

El secretario ejecutivo de los trabajadores en salud en Santa Cruz, Robert Hurtado, detalló que entre sus pedidos solicitan al Gobierno nacional anular el artículo 19 de la Ley de Emergencia Sanitaria, que restringe el derecho a las movilizaciones, protestas y paros al sector y que en la reglamentación sanciona con procesos administrativos y penales a quienes incumplan esta norma.

Agregó que también están pidiendo el respeto de sus seis horas de trabajo, pues hay gobiernos subnacionales que intentan hacerlos trabajar ocho horas. "Los trabajadores están trabajando sábado y domingo hasta los feriados por los mismos montos, por lo que mientras no ingresen a la Ley General del Trabajo seguirán manteniendo las seis horas de trabajo", remarcó.

Por otra parte, Hurtado detalló que se encuentran exigiendo un viático de vacunación del 2020, por los trabajos de vacunación realizados en ese año y que la Alcaldía puso un plazo desde el mes de marzo de 60 días para pagar y no se ha cumplido.

Asimismo, pidió a los tres niveles de gobierno que distribuyan los trajes y elementos de bioseguridad para precautelar la salud de los trabajadores, que enfrentan en primera línea la pandemia causada por el coronavirus.

Comentarios