Escucha esta nota aquí

En parte de la infraestructura del Hospital Japonés el agua llega a cuentagotas, de acuerdo a la denuncia de la secretaria general del Sindicato de Trabajadores de ese nosocomio, Sarina Madde.

"Las cañerías están taponeadas. Según la explicación de la administración, van a colocar una cañería flotante. Imagínese, en el servicio de cardiología y cuidados intermedios el agua sale a gotas. Es en toda esa ala, en ocasiones se tiene que baldear", explicó Madde.

La funcionaria del hospital indicó que no se hizo el debido mantenimiento y que el problema se arrastra desde hace un par de meses.

"El gran problema es en los baños, sobre todo en el área derecha, cerca del tercer anillo interno. ¿De qué bioseguridad estamos hablando si no nos podemos ni lavar las manos?", cuestionó Madde.

La consulta se la trasladó a la directora del nosocomio, Neisy Surriabre e informó que no emitirá ningún comentario hasta que tenga la versión oficial de lo que sucede.

Comentarios