Escucha esta nota aquí

Un adolescente se vio envuelto en un caso de violación agravada en el hogar Padre Alfredo contra un adulto, de 41 años, con discapacidad de retraso cognitivo, según informó la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia.

El hecho sucedió la mañana del domingo y fue descubierto por un menor, de 15 años, luego de regresar de la iglesia. Sucedió en la residencia de varones del hogar Padre Alfredo, donde el menor, de 15 años, fue testigo de cómo otro adolescente de 17, abusaba del incapacitado. Tras esa acción de ultraje, el hecho fue denunciado ante las autoridades de la Felcv.

La tarde de hoy, la fiscal asignada al caso, Rosángela Fernández, imputó al adolescente por delito de violación agravada y fue puesto a disposición de la jueza de la niñez y adolescencia, Shirley Becerra. La fiscal pidió la detención del adolescente en el Centro Nueva Vida Santa Cruz Cenvicruz y al final, la jueza Shirley Becerra ordenó la detención del infractor en ese hogar especializado.

La Fiscalía fundamentó su preocupación por el hecho de que, en este hogar Padre Alfredo, donde se albergan a niñas, niños y adultos huérfanos, se cometan hechos tan degradantes como violaciones.

La Fiscalía lleva adelante tres procesos contra el exfiscalizador de la aldea, Claudio Caiguara, que es acusado por violaciones agravadas a niñas incluso desde los 9 hasta los 17 años que, en su condición de huérfanas, estaban albergadas en Padre Alfredo.

El abogado, Claudio Caiguara, permanece recluido en la cárcel de Palmasola. En el primer caso contra una niña, de 13 años, que según la Fiscalía era violada desde los 9 años. Caiguara ya fue acusado formalmente para juicio oral que se desarrollará en el tribunal 12 de la capital.