Escucha esta nota aquí

Sucedió en un domicilio de la zona Norte de la ciudad de Oruro, cuando una niña de tan solo tres años fue herida por su abuelo, de 84 años, que luego de intentar abusar sexualmente de la indefensa la apuñaló.

Este hecho, que sacude al país, se registró después de que en La Guardia otra niña, también de tres años, fuera víctima de una golpiza a manos de su padre, que la postró en una cama de terapia intensiva de un hospital de nuestra capital.

La responsable de la Defensoría de la Niñez de Oruro, Tatiana Moroco, informó a EL DEBER que la niña fue víctima del ataque de su abuelo paterno, un adulto mayor que habría intentado agredirla sexualmente y que luego la agredió con un arma blanca.

Moroco, informó que su personal acudió al Hospital Obrero ante el llamado de la Policía. Al llegar al nosocomio, alrededor de las 5:00, los funcionarios evidenciaron la presencia de la niña que tenía una herida punzo cortante en el abdomen.

Según las pesquisas realizadas por la Policía y la Defensoría, todo sucedió la madrugada del martes, cuando la niña estaba durmiendo. El abuelo, que estaba desnudo, intentó abusar sexualmente de la pequeña, situación que hizo que la menor, pese a su corta edad, llore y oponga resistencia.

Al ver la reacción de su nieta, el abuelo hirió a la menor con un cuchillo, pese a los gritos de la víctima. Esto alertó a uno de los hermanos de la pequeña, un niño de 11 años que trató de socorrerla al ver lo que pasaba, pero fue amenazado por el agresor.

Otro de sus hermanos, un adolescente de 16 años que dormía en la otra habitación, se enteró de lo ocurrido y llamó a su papá, que había salido de la casa a consumir bebidas alcohólicas con su amigo.

Poco después llegó el hombre a su casa y trasladó a la niña, que se estaba desangrando, hasta el Hospital Obrero.

Moroco manifestó que verificaron que la niña estuvo por casi una hora en el hospital, sin recibir atención, razón por la que reflexionaron a los médicos y les recordaron que están en la obligación de auxiliar de forma inmediata a los menores.

Los médicos explicaron que el padre estaba con aliento a alcohol y que quería llevarse a la niña del hospital, para regresar con ella hasta su casa.

No era la primera vez

En la entrevista sicológica realizada por la Defensoría a los niños que estaban en la casa y que también son nietos del agresor, dijeron que no era la primea vez que la niña de tres años era objeto de intento de abuso sexual por su abuelo.

La defensora dijo que el abuelo agresor fue aprehendido y será llevado ante un juez cautelar y adelantó que se ha solicitado la investigación a los padres, al considerar que sabían de lo que pasaba y no hacían nada. La madre dijo que trabaja en un local nocturno y dejaba a los niños en poder de su padre.

Ministro de justicia

Ayer el ministro de Justicia, Héctor Arce, visitó a la niña de tres años que fue flagelada en La Guardia. La autoridad llegó hasta el Hospital de Niños y recibió un informe de los médicos que asisten a la pequeña, que le señalaron que había esperanzas de buena recuperación. Arce indicó que se intensificarán las campañas de prevención en el país.

Comentarios