Escucha esta nota aquí

Transeúntes del segundo anillo y avenida Monseñor Rivero alertaron del mal estado en que se encuentran las vigas que soportan el techo del altar del papa Francisco, situado en la antigua plaza de las Banderas, pues los palos se están venciendo y se notan fisuras.

Venancio Pérez, además de ser constructor, vende refrescos en inmediaciones del altar; criticó que los constructores no hayan usado una sola viga y hayan optado por añadirlas con pernos, lo que a menos de dos años de su inauguración, con ocasión de la misa solemne que celebró el papa Francisco el 9 de julio de 2015, se ven los daños y el peligro de que la estructura se venga abajo.

José Antonio Prado, de la Revolución Jigote, indicó que “no es una sorpresa, pues cuando las cosas se hacen contra el tiempo y sin una adecuada planificación, suelen salir mal; además creemos que fue una obra arbitraria”.

Aunque la comuna nunca informó el verdadero costo, se estima que se erogaron entre $us 56.000 y 60.000.

Explicación
El director de Parques y Jardines, Mauricio Ruck, expresó que los andamios y soportes metálicos que se han colocado en el altar son para ayudar en la limpieza y pintado de la estructura de madera, que al pasar el tiempo se ve raída

“El mantenimiento no es estructural porque todo está bien, solo se cambiarán algunas tejas y se barnizarán las columnas, además del recambio de algunos mosaicos y mejoras en la jardinería”, acotó Ruck. 

Comentarios