Escucha esta nota aquí

Tras más de seis horas de tensión y al menos cinco momentos de enfrentamiento directo, los simpatizantes de Vanesa Uriona y Benedicto Choque, ambos del Movimiento Al Socialismo (MAS) que disputan la Alcaldía de Warnes, se retiraron de la plaza principal de este municipio. 

Sin embargo, aún hay incertidumbre sobre la atención de oficinas municipales como la de Recaudaciones, Medio Ambiente y otras reparticiones que están abiertas a la atención al público. Todas en esta jornada estuvieron cerradas.

En horas de la mañana el concejo municipal sesionó y ratificó a Benedicto Choque como alcalde de Warnes, aunque Vanesa Uriona desconoció la determinación y afirmó que continúa en el cargo. 

Choque señaló que esperará que se calme la situación para ingresar pacíficamente a la oficinas. Por su parte, Uriona dijo que no abrió ni abrirá aún las oficinas. "No seré igual que ellos. No intentaré entrar", remarcó. 

Aún Choque ni Uriona tienen habilitadas las firmas para administrar las cuentas de la Alcaldía de Warnes. 

Jornada con heridos

Como resultado de los enfrentamientos de la mañana hay varias personas con heridas pequeñas y contusiones. Un hombre con una herida en el ojo fue retirado en ambulancia mientras otro con el brazo lastimado fue llevado en motocicleta. 

Además, en medio de la cobertura un fotoperiodista de EL DEBER también fue agredido con una piedra. Como saldo tiene una herida en el ojo izquierdo. 

Este jueves como parte de las sesiones ordinarias volverá a sesionar el concejo municipal.