Escucha esta nota aquí

Emocionado y con la voz entrecortada, Javier Libera (53), el chef del restaurante El Aljibe, dijo que ya es una persona libre de coronavirus; hace dos semanas fue dado de alta del hospital. 

Los médicos le dijeron que ya no tiene la infección, pero que deberá someterse a fisioterapia y hacer ejercicios de relajación muscular.


Libera ya volvió a El Aljibe, pero solo de visita, porque no trabajará en varias semanas, por recomendación médica. Dice que fue emocionante volver a ver a sus colegas y recibir el cariño de la bienvenida

Confiesa que en algún momento pensó que no regresaría a ese lugar, pero Dios le dio la oportunidad de hacerlo, reforzado por las oraciones de sus familiares y amigo.



Cuenta que el 10 de febrero se enteró de que era positivo de coronavirus y de inmediato empezó el tratamiento médico. A los tres días lo internaron de emergencia y el 14 fue intubado porque no podía respirar bien. Fue inducido al coma y el 23 despertó porque el tratamiento dio buen resultado.

También comparte que no tiene secuelas graves de la enfermedad, solo algunos malestares musculares a consecuencia de haber estado varios días en cama.



Dice que a fuego rápido, como se prepara un majao o un locro, así se está recuperando de su enfermedad, que cambió su vida, y que lo hizo ver que lo más importante es la salud.

Comentarios