Escucha esta nota aquí

Tras huir de Dubái con destino a Londres, la princesa Haya y Mohamed Bin Rashid, emir de Dubái, comienzan de manera oficial su separación en los juzgados británicos.

Aunque, a través de un comunicado, difundido a través de la corte asignada para llevar la causa, la pareja subrayó que el juicio, que se celebrará el 30 y 31 de julio, no abordará su divorcio sino la custodia y "el bienestar" de sus dos hijos: la princesa Jalila, de 11 años, y el príncipe Zayed, de 7.

"Estos procedimientos están vinculados con el bienestar de los dos hijos del matrimonio y no tiene nada que ver con el divorcio ni las finanzas", se puede leer en el texto consensuado por los abogados del vicepresidente y primer ministro de Emiratos Árabes Unidos, de 69 años, y la hija del rey Husein, de 45.

Los representantes legales de ambos no han dejado claro si habrá otro procedimiento para resolver su divorcio. 

Haya de Jordania con su marido y sus dos hijos en la carrera de caballos Royal Ascot

Detalles

Mohamed Bin Rashid está representado por Helen Ward, conocida como "la gran dama de los divorcios" por haber llevado los casos de Madonna, Bernie Ecclestone o Paloma Picasso.

Haya Bint Al Husein tiene como líder de su defensa a Fiona Sara Shackleston, quien se encargó de representar al príncipe Carlos en su divorcio de Diana y al artista Paul McCartney. 

Para leer: El emir al que le huyen las mujeres