Escucha esta nota aquí

Con seguridad que ser hija de Luis Miguel le abrió algunas puertas, pero  el currículum de Michelle Salas da cuenta de que ella trabajó muy duro para sacarle el máximo provecho a cada oportunidad. Con 31 años, la mexicana es formada en diseño de modas, influencer, modelo de firmas importantes y dueña de una línea de ropa deportiva.


Además de su casta de rica y famosa por el 'Sol de México', su familia materna tiene muy buena posición; Michelle es hija de Stephanie Salas, que también es cantante y actriz, nieta de la primera actriz Sylvia Pasquel y del músico Micky Salas, bisnieta de la legendaria actriz Silvia Pinal y sobrina de la cantante Alejandra Guzmán. 


A pesar de la poderosa vena artística, la primogénita de Luismi se volcó hacia la moda. Estudió Diseño en Parsons, una de las escuelas más prestigiosas del mundo en Nueva York y, título en mano, hizo sus pasantías en la casa Carolina Herrera.


Con los antecedentes obvios, pero un indiscutible buen gusto y belleza ingresó por la puerta grande siendo imagen de Dolce & Gabbana y Michael Kors. Desde entonces todo ha sido ascenso, en su cuenta de Instagram, donde tiene 1,7 millones de seguidores, comparte sus últimas campañas, que vienen de la mano de Dior, Carolina Herrera, Tous y  Levi's, y de Alo Yoga, su línea de ropa deportiva.


Esto explica cómo logra aparecer un día en Nueva York y otro en Madrid, París o navegando en Las Bahamas.  



Comentarios