Escucha esta nota aquí

Recibir un año nuevo trae la inquietante curiosidad de saber cómo se desenvolverá y cuáles serán sus energías predominantes. La magia de la predicción permite justamente adoptar una postura abierta al cambio, al ajuste y al fluir, conforme a las transformaciones que impulsa este flamante periodo. 

Sería maravilloso pensar que inicia un cuaderno en blanco, pero sabemos que la realidad no es así; el 2022 será el examen individual, en el que cada persona deberá medir la capacidad de aprendizaje adquirida en estos dos últimos años.

Tiempo de adaptaciones
El 2022 encierra por numerología un número maestro (22), que no puede ser ignorado ya que supone la superación de la dependencia material, por lo tanto, es el constructor de nuevas estructuras, el gran reformador. 

En caso de tomar la baja vibración del 6, obtenido de la suma de todos los dígitos, estas grandes adaptaciones se darán también en el plano de la familia, al interior de sus miembros sentirán la necesidad de cuestionarse sobre sus actividades económicas, sus medios de ingresos y la posibilidad de hacer que los mismos, se vuelquen hacia formas en las que su trabajo genere mayor impacto en el bienestar de los demás. 

En definitiva, al interior del hogar se presentarán situaciones de decisiones críticas en búsqueda de la armonía y estabilidad o, en su defecto, la fragmentación definitiva.



Año del tigre

Tomando en cuenta que el 1 de febrero se inicia un año nuevo chino, el año del Tigre de Agua, trae grandes movilizaciones internas; lo emocional está igualmente asociado en la parte física al elemento agua

Somos testigos de la fuerza de los fenómenos naturales presentes sin que aún se hubiera cambiado de regente anual, aun así, ya están presentándose, lo que hace suponer que se deben extremar medidas de prevención en el impacto de las lluvias desde lo micro (nuestro hogar) hasta lo macro (los cultivos y cosechas). 

En el plano emocional, el tigre de agua las moviliza como una danza ancestral, desde lo más profundo sentirás que emanan los recuerdos; quédate con las pequeñas conquistas y las grandes victorias de tu vida para que sean los escudos protectores en el momento que te quiera asaltar el pesimismo o el desgano; prográmate para que cada mañana en tu despertar solo visualices la meta que deseas alcanzar, elige a la disciplina como tu mejor aliada.

El agua moviliza

La gente tendrá ganas de emprender, de asumir retos, de generar cambios; el consejo es probar modelo de negocio, testear mercado, pero hasta no asegurar la consistencia de la propuesta de valor, se sugiere no hacer grandes inversiones. 

Este periodo requiere despertar la intuición, extremar la observación y apoyarse en el análisis minucioso de la balanza (los pros y los contras de cada decisión). A la luz del panorama expuesto, prepárate para disfrutar de este impetuoso año lleno de cambios y sorpresas, que prevalezca tu sentido de trascendencia y el valor de ser vos mismo… eres el artesano de tu vida, ¡haz de ella una gran obra de arte!

(Por: Milka Costas, maestra Feng Shui-Reiki, y Toni Gálvez, experto en astrología y bioenergética)

Comentarios