Escucha esta nota aquí

Decoración con retamas, flor favorita de BCP, y una noche con vodka 1825, dieron por culminado el Bolivia Fashion Week 2017.

El cierre con broche de oro ameritó un tributo póstumo a Beatriz Canedo Patiño, que incluyó el desfile de 30 piezas icónicas que resumieron su trayectoria.

Este despliegue se llevó a cabo en el emblemático Palacio Portales de Cochabamba, con la presencia de la familia de la diseñadora y representantes diplomáticos y de Estado. Hubo emotividad y elegancia. 

Comentarios