Escucha esta nota aquí

El Banco Ganadero tiene un muy alto compromiso social en sus políticas y acciones de RSE. Y empresa que certifica esta aseveración es AESA Ratings, la firma calificadora de riesgo asociada a Fitch Ratings; con presencia en 80 países que analiza con metodología propia más de 1.600 instituciones financieras en todo el mundo.

Edgardo Cuéllar, gerente de Marketing del Banco Ganadero, aseveró que la entidad financiera contrató los servicios externos de la calificadora de riesgo mencionada, con el propósito de calificar el desempeño que han tenido las acciones de RSE durante el 2020.

Durante varias semanas, un equipo de auditores con amplia experiencia en el sector evaluó factores clave: evaluación marco, analizando la situación financiera, patrimonial, la cobertura y los servicios del banco; el marco estratégico y social, donde se considera el compromiso del gobierno corporativo para cumplir y difundir los objetivos sociales y el tercero, el relacionamiento con el cliente, tomando en cuenta el alcance, y calidad de los productos y servicios y la protección del beneficiado.

“Al finalizar este proceso, AESA Ratings otorgó la calificación R1 al Banco Ganadero, expresando que mantiene un muy alto compromiso social que se traduce en el cumplimiento de objetivos, estrategias, políticas y procedimientos con óptimos resultados. Sabemos que este es un resultado al esfuerzo demostrado por nuestros colaboradores para lograr, desde nuestra actividad, que se reduzca la contaminación, se proteja el ambiente y se generen cambios sociales importantes”, explicó.

Responsables desde casa hasta con los acreedores

Durante 2020, el Banco Ganadero mantuvo tres áreas de actuación en RSE: economía, medioambiente y sociedad. De acuerdo con Cuéllar, la entidad mantuvo vigente el sistema Saras (Sistema de Administración de Riesgos Ambientales y Sociales), que permite a los prestatarios de la Banca de Empresas recibir financiamiento en cumplimiento a una lista de actividades excluidas que toma en cuenta la protección al medio ambiente y el respeto por los derechos humanos.

Así también, durante la cuarentena, la entidad participó de la donación de Bs 19,7 millones junto con Asoban para la compra de más de 90.000 test de detección de Covid-19, más de 900 trajes de bioseguridad, 730.000 pares de guantes y 190.000 puntas con filtro para PCR. Posteriormente, también junto con otros bancos, la entidad financiera sumó la donación de Bs 2,8 millones para poner en funcionamiento un centro de aislamiento en los predios de Fexpocruz como parte de la campaña 'Demos de corazón'.

“El Banco Ganadero aplica una política sostenible de eficiencia energética en todos sus puntos de atención financiera. Por ejemplo, todos cuentan con iluminación LED, equipos de aire acondicionado a gas ecológico, con uso de temporizadores, reemplazo de extractos físicos por virtuales, sobres internos reciclables, además del uso progresivo de paneles solares en nuestras sucursales”, aseveró Cuéllar.

Comentarios