Escucha esta nota aquí

La relación de la alta relojería y el cine ha sido desde siempre una forma de perpetuar la creatividad e inspiración a través de dos obras de arte. Por un lado, la maestría de un director de cine, y por otro, la de un artesano en busca de la perfección de un reloj desafían, cada uno en su disciplina, los límites del tiempo y la belleza. Rolex, símbolo de excelencia y atemporalidad dentro del imaginario del lujo, lleva décadas dando forma a su estrecha relación con el cine. Una marca que conjuga la sofisticación y la fortaleza en cada proyecto en el que se embarca, desde 2017 es el patrocinador oficial de la ceremonia de los Oscar, en la que comparte con la industria de Hollywood los valores de innovación dentro de las artes y la ciencia.

Rolex y la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas están unidas por una búsqueda de la excelencia y una misión para preservar y celebrar la creación de obras extraordinarias, obras maestras. Ya sea para crear un reloj revolucionario o una película ganadora de un Oscar®, el objetivo para un relojero como Rolex y para grandes cineastas es forjar una obra de arte inolvidable, una que se mantenga siempre vigente y resista el paso del tiempo.

Este es el argumento de una película proyectada en la ceremonia de los Oscars® de este año; una oda a los visionarios y artesanos de la industria cinematográfica que ilustra las similitudes entre las dos disciplinas.


La celebración anual que premia lo mejor del cine, conocidos como los Oscars®, es la exhibición de los talentos supremos que hacen películas y este año la celebración de los Academy Awards® fue en la histórica Union Station de Los Ángeles y contó con los nombres más sonados del mundo del espectáculo, entre ellos, decenas de directores, actores, guionistas y artistas de toda índole que ayudaron a recuperar la magia en una celebración que vio alterados sus cánones tradicionales con la irrupción de la pandemia el pasado año.

Rolex es Reloj Exclusivo de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas y Proud Sponsor of the Oscars® desde 2017, pero su historia y unión con las películas se remonta a décadas atrás.

Rolex en películas emblemáticas

Un reloj Rolex habla por sí solo, y Rolex siempre ha mantenido una importante y auténtica presencia en las películas más emblemáticas de Hollywood. Es indisociable del mundo del cine, a través del simbolismo de sus productos innovadores: cuando Marlon Brando interpretó al coronel Kurtz en Apocalypse Now, llevaba un reloj Rolex. En El color del dinero, Paul Newman presumía de Rolex mientras volvía a encarnar al jugador de billar Eddie «Relámpago» Felson. Y en Titanic, Bill Paxton, en la piel del buscador de tesoros Brock Lovett, lucía otro en su descenso hasta el legendario pecio en un sumergible.

La presencia de estos relojes no era consecuencia de lo que se conoce como «posicionamiento de producto». Los relojes son, en cambio, una decisión personal del director para sugerir de un modo sutil la fortaleza que caracterizaba a sus personajes: una sensación de reciedumbre y control junto con un sentido de la sofisticación y la elegancia.

Sólidos vínculos con el cine

Rolex, además de ser Reloj Exclusivo de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas y Proud Sponsor of the Oscars® desde 2017, al año siguiente también se convirtió en patrocinador de los galardones anuales Governors Awards, que premian los logros de toda una carrera cinematográfica.

Desde 2016, la marca es la diseñadora y anfitriona de la Greenroom, por la que pasan presentadores, presentadoras y toda clase de estrellas invitadas antes de subirse al escenario de la gala de los Oscars®. La temática y decoración de la Greenroom cambia cada año; en esta ocasión, se instaló en Union Station.

Rolex y la transmisión del conocimiento

Desde hace décadas y como parte del legado de la marca, Rolex viene realizando una perdurable y extraordinaria contribución a la cultura ayudando a transmitir conocimientos de generación en generación.

Rolex es Founding Supporter del Academy Museum of Motion Pictures, que abrirá sus puertas en 2021 en Los Ángeles. Proyectado por Renzo Piano, arquitecto galardonado con el premio Pritzker, el museo y centro cultural para los amantes del cine contará con alrededor de 4650 m2 de salas de exposición, y una de cine con mil butacas, entre otras instalaciones. Este edificio, la mayor institución dedicada a la cinematografía en Estados Unidos, está destinado a ser el museo más importante dedicado al cine en el mundo, y contribuirá a difundir las artes y las ciencias con las que se crea la magia del cine. Rolex dispondrá de una sala donde se proyectarán aquellas películas en las que la marca ha desempeñado un papel. Gracias a este museo, Rolex aspira a ayudar a la preservación de la historia del cine y a transmitir el arte cinematográfico a las generaciones futuras.

Mediante la Iniciativa Artística Rolex para Mentores y Discípulos, fundada en 2002, Rolex apoya a los cineastas emergentes con un programa de mentoría, alentando así la cultura y asegurándose de que el legado artístico del mundo se transmite a las generaciones venideras. Martin Scorsese, junto al explorador y director James Cameron, actualmente Testimonial Rolex, ha tenido una discípula en el seno de esta iniciativa que reconoce en todo el mundo a jóvenes artistas de talento en diversas disciplinas y los reúne con creadores de prestigio de su misma especialidad para un periodo de colaboración creativa. Otros mentores del mundo del cine han sido Alfonso Cuarón, Stephen Frears, Alejandro G. Iñárritu, Mira Nair, Zhang Yimou y el montador Walter Murch. El mentor actual en cine es Spike Lee.

James Cameron



Es un aclamado cineasta y explorador. Como director, guionista y productor es responsable de algunas de las películas más memorables de las últimas décadas: Terminator (1984), Aliens: el regreso (1986), Abyss (1989), Terminator 2: el juicio final (1991), Mentiras arriesgadas (1994), Titanic (1997) y Avatar (2009). Las películas de James Cameron abrieron la senda de la realización artística y los efectos visuales avanzados, y establecieron numerosos récords de recaudación tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo. Titanic se mantuvo durante 12 años como la película más taquillera de la historia, récord que tan solo Avatar superó y defendió durante otra década. Los largometrajes de James Cameron también han recibido multitud de nominaciones y galardones. Destaca Titanic con sus 14 nominaciones y 11 estatuillas —ambas cifras históricas—, entre ellas tres para James Cameron: el Oscar® a la mejor película, a la mejor dirección y al mejor montaje. El galardonado cineasta canadiense se deleita en la precisión. Considera que la atención por los detalles en el cine ayuda a transportar al espectador al mundo que se presenta en la película. James Cameron usa un Rolex desde hace varias décadas. Los relojes de la marca constituyen un elemento importante en sus películas, entre ellas Titanic, en la que le dio al fallecido Bill Paxton un Submariner para que lo llevase durante el rodaje.

Martin Scorsese

Es una figura ilustre de la historia del cine. Director, productor y guionista con cincuenta años de carrera a sus espaldas y el mismo número de películas —muchas de ellas consideradas entre las mejores jamás realizadas—, apasionado del cine, creó conciencia entre el gran público acerca de la necesidad de su continua preservación. Martin Scorsese se crio en la Pequeña Italia de Nueva York, y dirigió sus primeras películas a finales de la década de 1960. Redefinió nuestra idea de lo que es posible y lo que no en el mundo del cine con clásicos como Malas calles (1973), Taxi Driver (1976) y Toro salvaje (1980). Martin Scorsese, con su combinación única de maestría, carisma y generosidad, continúa inspirando a cineastas y espectadores de todo el mundo. Los detalles representan un papel crucial en la narración de una historia en pantalla y, en muchos de sus filmes más representativos, el director escogió que apareciesen relojes Rolex, mostrando una preferencia especial por el Oyster Perpetual Day-Date. Martin Scorsese ejerce una enorme influencia en la forma de arte que se convirtió en su vocación a una edad temprana.

Tags

Comentarios