Escucha esta nota aquí

Calles que parecen ríos, vecinos que intentan rescatar algunas pertenencias de sus casas inundadas, autos arrastrados por la corriente. Las imágenes son aterradoras. 

Muchas zonas del territorio nacional se encuentran bajo alerta naranja y roja por las lluvias e inundaciones registradas en las últimas semanas. Al igual que enero, las precipitaciones continuarán en febrero y marzo, y, por ello, la población debe tomar sus precauciones para garantizar su seguridad, así como también cuidar su vehículo y su vivienda

Ante ello, ejecutivos de la Boliviana Ciacruz Seguros compartieron algunas recomendaciones básicas, pero muy importantes para cuidarse y cuidar sus bienes. 

Para el vehículo

•    Ante fuertes lluvias, palizada o granizada es importante no refugiarse dentro del vehículo y, como prevención, nunca se  debe usarlo durante precipitaciones torrenciales.

•    Mantener el vehículo estacionado en zonas elevadas, ya que los daños por inundaciones pueden dejarlo inutilizado. Al estacionar, dejar un espacio de unos 15 cm de la acera para dar paso a las corrientes de agua, sin bloquear los drenajes.

•   Tener cuidado con los árboles y el tendido eléctrico para evitar golpes por la caída de ramas y postes de luz afectados por las lluvias.

•  Cargar el botiquín de primeros auxilios vehicular. Debe incluir cargador para celular, herramientas, triángulo de seguridad, sellador de neumáticos, aceite de motor, gato mecánico, juegos de cables para auxilio de baterías, linterna con baterías extras y un botiquín de primeros auxilios.

Al conducir:

•   Manejar por debajo de los límites de velocidad.
•   Mantener mayor distanciamiento con el auto de al lado o enfrente.
•   Usar siempre cinturón de seguridad y cerrar las ventanas.
•   No circular por zonas inundadas.
•   Revisar que todas las luces del vehículo funcionen y usarlas bajo la lluvia, incluso al ser de día. Solo apagarlas si se necesita cruzar una zona inundada. Agarrar fuerte el volante.
•   En caso de semáforos descompuestos, hacer alto total y cruzar con precaución.

Cuidados de la casa:

•    Mantener limpios los drenajes, canales de agua, alcantarillas. Se deben realizar inspecciones periódicas de las mismas.
•   Mantener limpio el tejado y patio, asegurándose de que no existan elementos que puedan ser arrastrados hacia los desagües y taponearlos. Mantener impermeabilizado el tejado para reducir la humedad e impedir el paso del agua.
•   Cubrir las puertas.
•   Evitar las humedades. Si aparecen manchas en la pared o techo, buscar un profesional para repararlas.
•   Es clave organizar y ejecutar mingas de limpieza en casa y en el barrio. La principal causa de las inundaciones es la basura acumulada en las rejillas de desagües.
•   No poner materiales de construcción como piedras, ripio y arena en las veredas de casas o condominios.
•   Si una vivienda ha sido afectada por inundación, se debe evacuar hacia lugares seguros. No intentar regresar para salvar bienes materiales, podría poner en riesgo la vida. 

Comentarios