Escucha esta nota aquí

El 21 de agosto, la Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo en conferencia de prensa que la pandemia del Covid-19 estará controlada en menos de dos años, el tiempo que se tardó en acabar con la epidemia que desató la gripe española. Sin embargo, el director general del organismo, Tedros Adhanom Ghebreyesus, señaló que en la actualidad existen más medios para hacer frente a un virus de esta magnitud.

Adhanom Ghebreyesus también expresó que "no hay ninguna garantía" de que vaya a existir en algún momento la vacuna del Covid-19, y que, en caso de que sí termine desarrollándose, "no va a poner fin a la pandemia por sí sola". 

¿Qué quiere decir esto? Que se deberá aprender a convivir con la enfermedad quizás por tiempo indeterminado. Mientras tanto, las personas contraerán, como es normal, resfriados y gripe común, por lo cual es importante diferenciar las tres enfermedades para tratarlas oportunamente y como es debido. 

Para tomar en cuenta

Según explican el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) en su página web, el resfriado, la gripe común y el Covid-19 pueden presentar síntomas similares y dado que puede ser difícil distinguirlos en algunos casos, podría ser necesario realizar una prueba de detección para confirmar el diagnóstico. Sin embargo, existe una serie de factores que pueden ayudar a diferenciar entre unas y otras.

La cadena española Ser recogió y sintetizó las principales diferencias de estas enfermedades.

Tiempo de incubación

La primera diferencia entre ambas enfermedades es el periodo de incubación de cada una. El Covid-19 tiene un periodo de incubación de 1 a 14 días; la gripe, entre 1 y 4 días; y el resfriado puede llegar hasta los 3 días. Por lo tanto, y dependiendo de cuánto tiempo la persona demore en mostrar síntomas después de haber estado expuesto al virus, podrá salir de dudas gracias a este parámetro. 

Síntomas

* Se debe prestar atención a cómo comienzan los síntomas de la persona infectada. El CDC detalla que se producen de forma gradual en el Covid-19 y el resfriado, pero abruptos en el caso de la gripe.

* La fiebre es común tanto en el Covid-19 como en la gripe. No así con el resfriado, donde es algo menos probable. 

* Lo mismo sucede con la tos y la fatiga. Mientras que en el caso del Covid-19 y la gripe son síntomas comunes, tan solo se produce de forma leve y moderada en los resfriados.

* La secreción nasal, la congestión y la diarrea son comunes del resfriado. Sin embargo, los enfermos de Covid-19 no suelen mostrar estos síntomas de forma habitual. 

* Una de las grandes diferencias entre las tres enfermedades reside en los dolores en el cuerpo. Según recoge Medical News Today, este síntoma es común en la gripe. En el caso del resfriado pueden darse dolores de carácter leve y en el caso del Covid-19 no es tan común.

* El dolor de garganta suele ser común en los resfriados. No así en el caso de la gripe o el Covid-19, donde se presenta en algunos casos. 

* El dolor de cabeza es común en la gripe, se produce algunas veces en el nuevo brote de coronavirus y es poco común en el resfriado. 

* La pérdida del apetito es común en la gripe y se presenta en menor medida en el caso de Covid-19 y el resfriado. 

* La dificultad para respirar es común en el nuevo brote de coronavirus y más complicado de registrar en las otras enfermedades. Lo mismo sucede con los problemas respiratorios, más comunes en el Covid-19 que en las otras dos enfermedades.

* Un artículo publicado en mayo en la revista científica Rhinology habla sobre la pérdida del olfato y el gusto en el Covid-19 y la diferencia con la gripe y el resfriado. Este estudio indica que los pacientes contagiados por el SARS-CoV-2, a pesar de perder el olfato, pueden respirar. Es decir, no suelen tener la nariz tapada o moqueo, como con las otras enfermedades. Y no pueden detectar sabores, principalmente los amargos o dulces.

* En definitiva, los enfermos de Covid-19 suelen presentar problemas relacionados con problemas respiratorios y los de la gripe común otros como la secreción nasal y congestión. Por lo tanto, y a pesar de que haya muchos síntomas similares, se pueden encontrar varios factores que pueden ayudar a salir de dudas. No obstante, y en caso de que no estar seguros, es importante ponerse en contacto con un médico para salir de dudas.