Escucha esta nota aquí

¿Sueño u otra cosa? El boxeador Mike Tyson, de 54 años, brindó una entrevista al programa de televisión Good Morning Britain, pero en vez de interactuar con los presentadores se la pasó 'peleando' contra el sueño. El deportista apenas podía mantener abiertos los ojos, y hasta cabeceó en cierto momento, además, de que sus respuestas fueron muy vagas, apenas acordes con las preguntas.

La entrevista fue para promocionar su pelea contra Roy Jones, el próximo 28 de noviembre, en la que será su vuelta al boxeo.

Los periodistas británicos Piers Morgan y Susanna Reid le preguntaron a Mike porqué quería regresar al ring y la respuesta fue apenas perceptible. "Solo quiero hacer esto, planeo hacer esto por caridad y creo que soy capaz de hacerlo, y eso es lo que quiero hacer", indicó.

Reid le consultó si no le preocupaba pelear con más de 50 años y sin usar casco protector y fue en este momento que Tyson parece caer rendido. "Creo que es maravilloso que estemos luchando juntos. Es una pelea que deberíamos haber tenido antes, pero desafortunadamente la estamos teniendo ahora y va a ser increíble", respondió levantando nuevamente la cabeza.

La entrevista terminó a tropezones, y Mike concluyó invitando a los estadounidenses a emitir su voto en las elecciones presidenciales.

Después de tal papelón, que se hizo viral y levantó todo tipo de especulaciones, el boxeador justificó que la mañana europea, coincide con la madrugada de Estados Unidos y recurrió a las redes sociales para disculparse. 

"Hey, amigos Piers Morgan y de Gran Bretaña. Traté de mantenerme despierto hasta tarde para la entrevista, pero me quedé dormido, y como un león soy difícil de despertar una vez que me duermo. Estoy entrenando duro y yéndome a dormir temprano. No tenía un monitor para seguir la entrevista, así que no podía verlos, y me olvidé de mirar a la cámara", tuiteó Mike.