Escucha esta nota aquí

Leylah Fernandez, tenista canadiense de padre ecuatoriano, se convirtió el martes en la semifinalista más joven del Abierto de Estados Unidos desde 2005 mientras el ruso Daniil Medvedev también se colocó entre los cuatro mejores de este Grand Slam por tercer año consecutivo.

Medvedev, número dos mundial, podría tener como rival en las semifinales al español Carlos Alcaraz, de 18 años, que el martes buscará su pase frente al canadiense Félix Auger-Aliassime, de 21.

En este rejuvenecido US Open la canadiense Leylah Fernandez, a sus 19 años cumplidos el lunes, alcanzó las primeras semifinales de Grand Slam de su carrera al batir a la ucraniana Elina Svitolina, medallista de bronce en los Juegos de Tokio-2020.

Fernandez es la semifinalista más joven en Flushing Meadows (Nueva York) desde Maria Sharapova (18 años) en 2005 y la más precoz en eliminar a dos jugadoras del top-5 de la WTA (Svitolina y Naomi Osaka) desde Serena Williams (17 años) en 1999.

"Honestamente no tengo ni idea de qué siento ahora mismo", dijo Fernandez, quien se arrodilló y rompió a llorar en la pista tras imponerse en un dramático desempate.

Fernandez, número 73º del ranking de la WTA, superó a Svitolina, número cinco, por 6-3, 3-6 y 7-6 (7/5) en dos horas y 24 minutos en los que contó con el apoyo entusiasta del público neoyorquino.

Fernandez está también apoyada en las gradas por su madre, canadiense de ascendencia filipina, y recibe desde casa instrucciones de su padre Jorge, un ex futbolista ecuatoriano.

"Mi padre me dijo: 'Estos son tus primeros cuartos de final. Que no sean tus últimos, lucha por cada pelota", relató.

Fernandez espera ahora rival del cruce del martes entre la bielorrusa Aryna Sabalenka, segunda sembrada, ante la checa Barbora Krejcikova, vigente campeona de Roland Garros y verdugo en octavos de la hispano-venezolana Garbiñe Muguruza.

- Medvedev a velocidad de crucero -

En su turno, Daniil Medvedev se plantó en sus terceras semifinales seguidas del US Open al vencer al neerlandés Botic Van de Zandschulp por 6-3, 6-0, 3-6 y 6-4 en dos horas y 22 minutos de juego.

Van de Zandschulp, quien provenía de la fase clasificatoria, no pudo lograr otra hazaña como ante el argentino Diego Schwartzman en octavos, pero fue el primer rival en arrebatarle un set a Medvedev en todo el torneo.

"Semis de nuevo", se felicitó Medvedev. "Solo quiero hacerlo un poco mejor que las dos últimas veces y hacer ese paso extra, que es el más difícil, en realidad".

A sus 25 años, el tenista de Moscú sigue persiguiendo su primer título de Grand Slam después de caer en la final del US Open de 2019 frente a Rafa Nadal y del Abierto de Australia de este año ante Novak Djokovic, quien está a la caza de completar un pleno de títulos grandes en esta temporada.

En el arranque de los cuartos, Medvedev apretó el acelerador para llevarse los dos primeros sets exhibiendo su inagotable catálogo de golpes. 

En el tercero, Van de Zandschulp demostró por qué ha sido una de las sorpresas de este torneo partiendo desde su número 117 del ranking de la ATP.

El neerlandés, de 25 años, mejoró en la devolución frente al cañón ruso (13 'aces' por cuatro de su rival) y afinó la volea para aprovechar que Medvedev había bajado una velocidad.

En el cuarto set el ruso aumentó la intensidad para evitar cualquier sorpresa y, tras perder una pelota de set en el octavo juego, acabó abrochando el partido con un quiebre de servicio.

- Alcaraz por nuevos récords -

En el último partido del programa, la nueva joya del tenis español Carlos Alcaraz tratará de vencer al canadiense Félix Auger-Aliassime y citarse con Medvedev en las primeras semifinales de Grand Slam de su carrera.

Alcaraz provocó uno de los grandes terremotos del torneo al eliminar en la tercera ronda al griego Stefanos Tsisipas, tercer sembrado.

Posteriormente salió victorioso de otro maratónico partido ante el alemán Peter Gojowczyk y se convirtió en el tenista masculino más joven en alcanzar los cuartos del Abierto en la era Open (desde 1968).

Comentarios