Escucha esta nota aquí

El argentino Diego Schwartzman, noveno jugador mundial, registró una nueva derrota en el Masters ATP de final de temporada en Londres, este miércoles ante el alemán Alexander Zverev (7º) por 6-3, 4-6 y 6-3, y quedó casi sin opciones de avanzar a semifinales.

Schwartzman ya había caído el lunes en su primer partido, ante el número uno mundial serbio Novak Djokovic en dos sets (6-3, 6-2).

Este jueves se completa la segunda jornada del grupo 'Tokio 1970', con el duelo entre Djokovic y el ruso Daniil Medvedev (4º del ránking ATP), en el que ambos buscarán el billete matemático a las semifinales.

Zverev, campeón del Masters en 2018, dio un impulso a sus opciones con el triunfo ante Schwartzman, después de su derrota de la primera jornada ante Medvedev en dos mangas.

"Hoy fue bastante mejor que el lunes", admitió el tenista alemán.

"Estoy contento por ganar opciones para clasificarme, pero el partido del viernes será el más duro que se pueda tener aquí", avisó sobre su pulso contra Djokovic, al que superó precisamente en la final del Masters hace dos años.

Para Zverev, ahora para él empieza "un torneo clásico, en el que hay que ganar todos los partidos para no quedar eliminado".

- Pulso equilibrado -

El duelo ante Schwartzman, con el que tenía un balance equilibrado de dos victorias cada uno en sus duelos anteriores, fue especialmente igualado.

Zverev hizo valer un mejor servicio, con diez 'aces' especialmente, y controló los nervios en los momentos decisivos, salvando seis de las nueve bolas de 'break' que tuvo en contra.

Schwartzman llegó a ir perdiendo 6-3 y 3-1, pero reaccionó en el segundo set, que terminó apuntándose tras un quiebre de servicio final, para forzar un tercer set. Pero sus esfuerzos no tuvieron premio en esa manga decisiva y cayó derrotado, tras dos horas y once minutos de batalla.

"Diego es un adversario muy difícil. Se merece estar aquí. No hay partidos fáciles y estoy feliz por esta victoria", sentenció Zverev.

En pista dura bajo techo, la principal figura actual del tenis alemán ha ganado trece de los quince partidos que ha jugado esta temporada. Tan solo ha perdido dos, ante el mismo rival, Daniil Medvedev, en la primera jornada de su grupo de este Masters y hace diez días en la final del Masters 1000 de París-Bercy.

Schwartzman, que cerrará su camino en el grupo el viernes ante Medvedev, tiene muy complicado seguir adelante en un torneo donde los argentinos consiguieron en el pasado dos títulos individuales, con Guillermo Vilas en 1974 y con David Nalbandian en 2005. Juan Martín Del Potro llegó además a una final, en 2009, pero cayó en ella contra el ruso Nikolay Davydenko.