Escucha esta nota aquí

Luis Fernando Camacho, candidato a la Gobernación de Santa Cruz, su padre, José Luis Camacho, y los excomandantes de las Fuerzas Armadas Williams Kaliman y Sergio Orellana, y de la Policía Boliviana, Vladimir Calderón, deberán declarar a fin de mes ante la Fiscalía por los conflictos sociales de 2019.

El titular departamental del Ministerio Público en La Paz, Marco Cossío, anticipó que entre el 27 y el 28 de enero los “sindicados” deberán comparecer para explicar su grado de participación en los conflictos sociales de 2019, que derivaron en la renuncia a la Presidencia de Evo Morales.

También informó que en la víspera se solicitó la ampliación de la investigación por 80 días más, con la finalidad de realizar todos los actuados necesarios para esclarecer lo sucedido tras las elecciones generales de esa gestión.

“Se ha tomado la declaración a la exdiputada denunciante y de un testigo, se ha realizado requerimientos fiscales y vamos a solicitar que las víctimas también puedan prestar su declaración y después citaremos a los sindicados”, detalló Cossío.

Según indicó el Fiscal, el expresidente Morales, el exvicepresidente Álvaro García Linera y los expresidentes del Senado, Adriana Salvatierra, y de Diputados, Víctor Borda y otras “víctimas” prestarán sus declaraciones en las siguientes semanas en las ciudades donde se encuentran.

La causa fue iniciada por la exdiputada del Movimiento Al Socialismo (MAS) Lidia Patty, bajo la figura legal de “terrorismo y golpe de Estado”, y fue admitida por la Fiscalía a inicios de diciembre.

Comentarios