Escucha esta nota aquí

Contados con los dedos de las manos son los candidatos que no tienen un pasado político en las listas de los postulantes a las gobernaciones del país.

La mayor parte de ellos cuentan en su haber la experiencia de haber dirigido luchas sindicales y cívicas a lo largo de sus vidas, o bien, haber tenido ya un recorrido como exautoridad municipal, departamento o nacional.

Exalcaldes, exconcejales, exdiputados y hasta una expresidenta están en carrera para dirigir la administración de sus departamentos. También existen autoridades actuales, que gracias a la normativa no estuvieron obligados a renunciar a sus cargos para ser candidatos por sus agrupaciones o partidos políticos.

La novedad

En el caso de Pando y Tarija y en marco de los estatutos autonómicos, la población no solo elegirá a un gobernador, sino que por primera vez votará por un vicegobernador, que viene vinculado con el nombre del candidato a gobernador dentro de la papeleta.

También se elegirá a ocho subgobernadores o provinciales (Beni), 19 corregidoras y corregidores (Beni), 144 asambleístas departamentales por territorio, 103 asambleístas departamentales por población (exceptuando Beni), 25 asambleístas indígenas originarios-campesinos (exceptuando Potosí).

Los padrones

El departamento de La Paz cuenta con la mayor cantidad de votantes al habilitar a 1.950.428 personas para estos comicios.

Para hoy, Cochabamba cuenta con 1.352.936 personas habilitadas para dirigirse a sus recintos electorales.

Luego le sigue Potosí, con 465.267 habilitados para sufragar.

En quinto lugar se encuentra Tarija, con 381.025 ciudadanos habilitados para emitir su voto.

Chuquisaca ocupa el sexto puesto, con 373.847 habilitados.

Continúa con Oruro, departamento que cuenta con 343.935 votantes habilitados.

Beni queda en octavo lugar con 275.795 habilitados. Finalmente, Pando tiene 73.221 personas habilitadas para que hoy elijan a sus autoridades departamentales, regionales y municipales.

Algunas curiosidades

Durante la campaña electoral, se dieron hechos que, en el caso de La Paz, volcaron las situaciones que se presentaban en las candidaturas, tal es el caso del fallecimiento de Felipe ‘Mallku’ Quispe, candidato de Jallalla y que hoy, el puesto es ocupado por su hijo, Santos Quispe. Otros tres candidatos murieron en La Paz.

En Beni, hubo la denuncia para exigir la inhabilitación de Alejandro Unzueta, porque supuestamente no residiría en ese departamento. El TED rechazó la demanda. También hubo roces entre militantes del MAS por las designaciones de candidatos impuestas por Evo Morales.

Comentarios