Escucha esta nota aquí

El Comando en Jefe de las Fuerzas Armadas (FFAA) emitió la noche de este lunes un comunicado en el que garantiza que sus efectivos “velarán por el mantenimiento de la democracia, la unidad del pueblo boliviano y la integridad de nuestra soberanía nacional”.

La reacción surge a 13 días de la protesta que se registra en varias ciudades del país contra los resultados de las elecciones generales del 20 de octubre, que son consideradas “fraudulentas” por sectores que exigen un nuevo proceso de votación.

“Ante la coyuntura actual que se vive en nuestro país, en las que se manifiestan actitudes que debilitan las estructuras nacionales, que ponen en riesgo el orden constitucional, la estabilidad y tranquilidad del Estado”, sostiene el documento.

Explica que la institución castrense “está sujeta a las leyes y a los reglamentos militares, se sustentan en la cohesión de sus estructuras, su misión y organización vertical, basados en principios fundamentales de disciplina, jerarquía, orden y respeto a la Constitución”.

Finalmente, hace un llamado “a que cese la violencia y que prime la racionalidad y el diálogo por encima de cualquier diferencia, preservando por sobre todo la paz y la convivencia entre hermanos”.

La pasada semana el presidente Evo Morales reveló que sus simpatizantes le piden que dicte un estado de sitio o que saque a militares a las calles ante la convulsión social, aspecto que descartó, resaltando la resistencia de la Policía Boliviana ante las “arremetidas” de opositores.