Escucha esta nota aquí

Luego de la repetición de votación que se realizó el domingo en Pando, Beni, Santa Cruz, Chuquisaca y Potosí, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) dio por cerrada la primera vuelta en la elección de autoridades departamentales, regionales y municipales.

El proceso electoral se llevó a cabo en 125 mesas de esos cinco departamentos que fueron anuladas en los comicios del 7 de marzo, debido a “errores insalvables” en actas electorales, problemas climáticos y destrucción del material. Con esta actividad y con los cómputos, que cerraron el domingo, concluye la primera vuelta de la elección departamental, regional y municipal, afirmó el presidente del TSE, Salvador Romero.

En ese marco, destacó que la jornada electoral se realizó en un “ambiente de paz y de tranquilidad”, en todos los puntos del país.

Concluida esta etapa, el TSE se alista para encarar la última fase del ciclo electoral, con la realización de la segunda vuelta en Pando, Chuquisaca, Tarija y La Paz, prevista para el 11 de abril, cuando la población elegirá a los gobernadores de esos departamentos.

En esa oportunidad, también se confirmó la presencia de dos misiones de observación internacional: la Organización de los Estados Americanos (OEA) y la Unión de Organismos Electorales de América (Uniore). 

Ambas instituciones observaron la primera vuelta y tienen décadas de acompañar los procesos electorales en Bolivia, con “metodologías rigurosas e imparcialidad”.

Comentarios