Escucha esta nota aquí

El empresario Branko Marinkovic Jovićevic fue invitado por el Gobierno boliviano para asumir el  liderazgo del Ministerio de Planificación del Desarrollo, acéfalo luego de que Carlos Díaz renunciara el martes 4 de agosto por motivos de salud.

Marinkovic confirmó a EL DEBER que recibió la invitación, pero al mismo tiempo mencionó que es una decisión que tomará en el transcurso del día. Durante el martes trascendió la posibilidad de su designación en las redes sociales.

El expresidente del Comité pro Santa Cruz retornó a Bolivia en febrero del presente año, luego  de haber vivido exiliado en Brasil durante una década. A su regreso estuvo al lado de Luis Fernando Camacho (Creemos), a quien considera su amigo, pero en marzo decidió manifestar oficialmente su apoyo a la candidata por Juntos, la presidenta Jeanine Áñez. 

Asimismo, criticó que no exista renovación de liderazgos en la alcaldía y en la gobernación cruceña. 

Cuando fue consultado por EL DEBER acerca de si haría campaña por Creemos, sostuvo que si era necesario lo haría, "pero tenemos que estar dispuestos a ayudar y yo lo que tengo que hacer con mi responsabilidad como ciudadano, como padre de familia, como empresario, es asegurarme que no vuelva el MAS", precisó. 

Marinković es empresario y exgerente general de Industrias Oleaginosas S.A, agroindustria que genera 460 empleos, dedicada al procesamiento de 1.600 toneladas diarias de soya. Fue accionista y director del Banco Económico, pero en el año 2010 la entidad financiera cambió su paquete accionario donde salía la familia Marinkovic de la lista de las acciones.

Cuenta con inversiones en ganadería tanto en Bolivia como en Brasil.