Escucha esta nota aquí

La Dirección Nacional de Exploración y Prospección de la Confederación Minera de Bolivia (Comibol) tiene luz verde del Gobierno central para reactivar las operaciones del sector y marcar el rumbo de los procesos de industrialización minera en Bolivia, según lo expuesto por la presidenta Jeanine Áñez.

Estas acciones también apuntan a dinamizar la economía potosina. La mandataria enfatizó que la minería, un sector que apuntaló la economía nacional, requiere un proceso de readecuación que será impulsado con la industrialización y la nueva iniciativa permitirá la exploración de las riqueza mineal que hay en la Villa Imperial y otros lugares del país.

Asimismo, Áñez expuso que en el norte del departamento potosino también se gestan otras tareas enfocadas en la generación de empleo por medio de obras y políticas públicas abocadas el mejoramiento urbano en municipios como Tupiza, Llallagua, Villazón y Uyuni. Para esto se invertirán cerca de Bs 61 millones y se perfila crear poco más de 15.000 fuente laborales.

La mandataria también recordó que en 2019, los potosinos ingresaron a un paro de 38 días que contribuyó a "recuperar la libertad" y "fortalecer los valores republicanos" del país. "Vale un Potosí nuestra libertadMuchas gracias potosinos por frenar a los abusivos. Muchas gracias por mantener viva la esperanza de nuestro país”, expresó la presidenta. 

En agosto, el ministro de Minería, Jorge Oropeza, expuso que, al flexibilizarse las labores del sector después de la cuarentena, a mitad de año se estima que la minería alcanzó un repunte de Bs 78 millones en sus labores, meses después de verse frenada y parada debido a la emergencia sanitaria.

"Vamos a irradiar desde Potosí la exploración y prospección minera de nuestro país, para cualificar y cuantificar nuestros recursos mineralógicos; es una gran noticia y oportunidad para todos los potosinos y los bolivianos", manifestó Oropeza.