Escucha esta nota aquí

Por: Eduardo Ruilowa

El pasado 15 de junio, 'Perseo’, un búho orejón que a sus dos meses de edad fue rescatado de un incendio por la carretera a Warnes gracias a los bomberos de la Policía, fue derivado al Centro de Atención y Derivación de Fauna Silvestre (CAD) de la Gobernación de Santa Cruz. Ahí es donde Luis Gálvez, un estudiante de último semestre de la carrera de Biología y pasante del CAD, lo atiende por primera vez, se enamora del animal y se compromete a devolverlo a su hábitat.

Al ser un pichón de tan solo dos meses de edad, Perseo requería de muchos cuidados y atención personalizada las 24 horas del día. Por ese motivo, Gálvez, al ser el pasante más capacitado en el manejo de aves rapaces, fue designado como el cuidador oficial. Traslada al ave a su domicilio particular donde lo instala en su propio cuarto.

El joven estudiante cuidó del ave durante tres meses, estimulando su dieta y adaptándolo para retornar a la naturaleza. “Todas las noches le decía: 'Perseo, vas a volver a tu hábitat'. Lo único que soñaba era poder soltarlo y decirle: 'Perseo sos libre, hasta aquí lo que hice por vos'” cuenta Gálvez.

El 6 de septiembre, Perseo fue llevado a la Gobernación donde, durante otros tres meses, se estuvo trabajando en su estimulación de vuelo y su entrenamiento de caza antes de ser reinsertado en su hábitat. “Todas las noches iba a darle de comer y 'Perseo’ mostró parámetros de que sí podía volver a su hábitat”, comentó Gálvez.

Al culminar la etapa de rehabilitación, se procedió a su reinserción en la Reserva Privada de Patrimonio Natural Arubaí, donde 'Perseo’ fue liberado por Zvonko Matkovic Ribera, presidente de la Asamblea Legislativa. 

El búho alzó vuelo a los pocos minutos de salir de su jaula de transporte. Las personas que presenciaron el momento cuentan que antes de tomar impulso, 'Perseo’ miró fijamente a su cuidador Luis Gálvez un largo rato como en señal de agradecimiento y recién alzó vuelo.



Comentarios