También hablan de la “mano negra” en el Chapare. El proceso de las elecciones judiciales está nuevamente paralizado

11 de julio de 2024, 11:51 AM
11 de julio de 2024, 11:51 AM

La bancada arcista del Movimiento Al Socialismo (MAS) solicitó este jueves al Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) “blindar” el proceso de las elecciones judiciales, que nuevamente está paralizado por el planteamiento de un nuevo recurso judicial.

“Hoy vamos a enviar una solicitud al Tribunal Constitucional para blindar, con la finalidad de que se blinde este proceso y no vengan más amparos que paralicen (el proceso de las judiciales). Vamos a pedir que todos los actuados se agrupen en Sucre, que se revoquen inmediatamente las medidas desproporcionadas y hasta ilegales en las cuales han incurrido algunas salas constitucionales, vamos a solicitar también que se dejen sin efecto esas medidas cautelares que paralizan el proceso eleccionario”, dijo Jerges Mercado, jefe de bancada del MAS en Diputados, en una conferencia junto a sus colegas arcistas.

Choquehuanca

Mercado anunció que, asimismo, solicitarán al vicepresidente David Choquehuanca que, en su condición de presidente nato de la Asamblea Legislativa Plurinacional, convoque a una nueva reunión política para garantizar las elecciones judiciales “al máximo nivel” de decisión.

“Pedimos que en esa reunión participen los presidentes de las cámaras de Diputados y de Senadores, los jefes de bancada de las fuerzas políticas con representación (en la Asamblea y presidentes) de las comisiones mixtas (encargadas de la preselección de los candidatos)”, señaló.

“Mano negra”

Mercado y el diputado arcista Juan José Jáuregui también reconocieron que se cometieron “errores” en el proceso de preselección de candidatos para las elecciones judiciales.

Pero “nos han obligado a cometer errores y no todo se pudo subsanar (…) en su afán de hacer las cosas apresuradas”, aseguró Mercado.

En el mismo sentido, Jáuregui afirmó que las presidencias de las comisiones mixtas de Constitución y de Justicia tienen una “posición distorsionada” porque, según su versión, de manera permanente los están “induciendo a cometer errores (a fin de que sigan) posponiendo o dilatando la conclusión del proceso de preselección”.

“Entonces, nosotros denunciamos ante el pueblo boliviano que, si existe alguna mano negra que está pretendiendo paralizar este proceso de preselección, esa mano negra tiene un origen y está en el Chapare”, apuntó Jáuregui en clara alusión al expresidente Evo Morales.